post-image

Los Lobos aumentan su drama al despedir a Rafael Puente

Los Lobos irrumpieron en el fútbol mexicano como uno de los equipos revelación por su estilo de juego osado, por el drama entre su plantilla y por su entrenador. Rafael Puente Del Río ha sido despedido del conjunto universitario a falta de cuatro partidos para definir si el club regresa a Segunda División o logra sobrevivir.

Puente (Ciudad de México, 1979) se ganó un nombre en el mundo fútbol al ser un analista en los programas nocturnos de deportes. Antes de criticar sistemas de juego tuvo un paso como modelo y actor de culebrones en la cadena Televisa. Intentó ser futbolista profesional en Pumas, Necaxa y Atlante. En ninguno se pudo consolidar. De las cámaras de televisión se convirtió en director deportivo de las Chivas de Guadalajara y tras una fugaz participación regresó a la TV de paga.

Los Lobos de la Benemérita Universidad Autónoma de México (BUAP) le ofrecieron el puesto como entrenador en jefe mientras el club agonizaba en la Segunda División, conocida como Liga de Ascenso. Llegó en octubre de 2016. "Cuando debuté perdimos 5-1. Fui víctima de muchas críticas y burlas", confesó en una entrevista con EL PAÍS.

Su equipo consiguió clasificarse a la fase final del torneo y ganó su boleto para lograr el primer ascenso para los Lobos con 50 años de abolengo. Los jugadores del club se rindieron ante Rafael Puente Del Río, un entrenador que mandaba a sus futbolistas con una daga entre los pies.

En su primer torneo en la Liga MX, los Lobos conquistaron el circuito con una buena racha que los alejó de los problemas del descenso. Puente del Río sólo se concentraba a llevar a su equipo a la media tabla. Lo consiguió al situarlos en la décima posición, a dos puntos de puestos de liguilla.

Puente del Río tuvo que lidiar con la pelea entre dos de sus futbolistas, Julián Quiñónes y William Palacios, el entrenador, junto con la directiva, despidieron al segundo y mantuvieron bajo advertencia al primero. También se sometieron a las indisciplinas de Luis Quiñónes, jugador cedido el torneo pasado que terminó despedido. Uno de sus futbolistas titulares, Jonathan Fabbro fue detenido por la Interpor por abusar de una menor.

"Si le tengo que decir algo al futbolista que le puede llegar a molestar se lo digo viéndolo a los ojos, soy frontal, transparente", mencionó a este diario.

Este torneo y con el presupuesto ajustado, el equipo de la BUAP se estancó en el último sitio de la clasificación y peligra su estancia en la Primera División. La lucha directa está frente a los Tiburones Rojos del Veracruz. Durante el campeonato, los Lobos golearon 5-0 al equipo del puerto, en una de sus dos victorias, la otra fue contra Atlas, un combinado con similares problemas de permanencia.

Rafael Puente hechizó a la prensa mexicana al ser autocrítico en sus errores tácticos, al señalar a sus culpables y aceptar la derrota, una cualidad inédita en la Liga MX. La estadística dista mucho de su filosofía de juego aguerrida. "Bajo su dirección se disputaron en el máximo circuito un total de 30 partidos, de los cuales 9 consiguió victoria, en cinco se empató y en 16 se dejó de sumar", se lee en el boletín de prensa del club.

Los Lobos han perdido a su líder, el artífice de su mejor pasaje.

lobos buap rafael

Notas Relacionadas

Comentarios