post-image

España se despide del Mundial 2018

La selección rusa de fútbol dio el domingo un nuevo paso en su sorprendente campaña al superar 4-3 a España en la tanda de penaltis, clasificándose para los cuartos de final del Mundial.

Ahora, Rusia se medirá con el ganador del partido que disputarán más tarde Croacia y Dinamarca.

Igor Akinfeev fue el héroe del elenco local al desviar los penaltis ejecutados por Koke y por Iago Aspas tras el 1-1 con el que terminaron los 120 minutos.

“Este es uno de los momentos más duros, quedar eliminado es muy difícil de superar”, dijo tras el partido el capitán de España, Sergio Ramos.

“Hay veces que haces todo para ganar (…) hemos luchado contra la anfitriona, que nos llevó a los penaltis en un partido muy difícil”.

España abrió el marcador del encuentro jugado en Moscú a los 12 minutos cuando el veterano defensor ruso Sergei Ignashevich golpeó el balón con un talón mientras marcaba a Sergio Ramos, para batir su propia meta.

Artem Dzyuba puso el 1-1 de penalti a los 42 minutos tras una mano de Gerard Piqué en el área con una ejecución que engañó al portero David de Gea para sumar su tercer gol en la Copa del Mundo.

España controló el balón durante todo el partido pero hizo muy poco en ataque y se fue al descanso tras los 45 minutos iniciales sin haber creado otra opción de gol.

A los 85 minutos la “Roja” tuvo otra opción de marcar, esta vez con un remate desde lejos de Andrés Iniesta.

En la prórroga Rusia renunció a cualquier táctica que no fuera defender con desesperación y se aferró a la opción de los penaltis, algo que finalmente le dio un buen resultado.

epaña rusia mundial

Notas Relacionadas

Comentarios